jump to navigation

Aunque el mono se vista de traje… 23 agosto, 2009

Posted by razzo in Personal, Pop Culture.
Tags: , , , , , , , , , ,
1 comment so far

El elitismo, la discriminación y el racismo están màs arraigados a nuestra cultura que el chile mismo. Empecemos con una historia donde la gente entraba a un museo en donde estaban tres tipos de personas: uno animador de eventos, un licenciado en comunicación y un coordinador de eventos. ¿Con quién creen que se contactarán primero para checar información del museo? No adivinaron, pues con el animador. Lo importante no fue que sabías o cuanto llevabas en el museo. Lo más importante para el preguntón fue como iba vestido el tipo. El animador traía puesto un smoking ya que era un evento de gala, él era alto, blanco y de aspecto caucásico mientras que los verdaderos conocedores de la información traían una camisa equis con propaganda junto con unos jeans y eran chaparros, no eran la gran cosa. ¿Tan importante es la imagen? La respuesta es Sí y esque todos cometemos discrimación, todos hacemos prejuicios desde que vemos a alguién la primera vez. Muchas veces son falsos, las personas que creíamos cool no lo eran, mas bien aburridas o engreídas, deesas que dejan morir; y que tal de esos que ni hablaban, las mosquitas muertas resultaron ser mejores amigos y parejas sentimentales. Todos hacemos esto, yo lo hago, lo confieso pero ahora que estoy consiente despues de pensar que alguien o algo es de determinada forma me digo – Wey espera, no lo sigas haciendo así, vamos a indagar más a fondo. Así de absurdo es la vida, tan absurda que el verse bien por fuera es mucho más importante (alrededor del 123% mas) que lo que ofrece en producto interno bruto una persona.

Anuncios

En Monterrey, como te ven… ¿te tratan? 11 julio, 2008

Posted by razzo in Pop Culture.
Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , ,
10 comments

Había una vez un chiquillo de diecisiete años que nunca había sentido un rechazo social en su vida hasta que entró a su primer trabajo de verano. Entro a cierta cadena de cines y estuvo en atención a clientes en el área de dulcería. Nunca imagino que la gente lo trataría tan diferente solo por usar el uniforme del cinema. Era tan bizarro, la actitud hacia el era diferente cuando llegaba la plaza con ropa normal a cuando se ponía el uniforme. Sentía las miradas de menosprecio y al momento de interactuar con los clientes, algunos lo trataban como un vil sirviente y no como un empleado.

 

 

Ese niño era yo y recopilando ciertas situaciones a lo largo de mi vida en la “ciudad del progreso” puedo afirmar que Monterrey es una ciudad muy mamona. En otra ocasión paseaba por Plaza Cumbres y me detiene uno de seguridad porque traía una camisa, muy padre por cierto, sin mangas. Eso esta prohibido ahí. No podía creerlo, un mall de colonia poniéndose sus moños como si comprar mugres fuera un evento de gala.

La libertad de expresión se está perdiendo, escuche por ahí que cierta universidad privada que en su nombre reafirma ser de Monterrey estaba decidiendo que temas se podían hablar en sus clases y que no. Muchas críticas le llovieron porque la universidad es un espacio para la conciencia y no para la limitación de pensamiento. ¿Qué esta pasando con la libertad de expresión? ¿Es algo que quedó en el pasado?

Últimamente esto pasa con más frecuencia, unos chicos de prepa estaban grabando un video escolar con pasamontañas estilo Marcos el del EZLN y de repente los policías los detienen argumentando faltas administrativas por sospecha de criminales. Fueron catalogados por los medios locales como incitadores, como responsables de ser castigados por usar mascaras. Los confundieron con ladrones pero que acaso esa forma de evaluación no es discriminación.

La diferencia en tratos es sorprendente, si no me crees haz una prueba, un día utiliza ropa de marca, si quieres un traje, súbete a un auto de moda y verás que la gente se rinde a tus pies, no por ti sino por los posibles beneficios económicos que les puedas dejar. Y después de esa experiencia ve a los mismos lugares pero con ropa equis y habrá algo diferente ya sea en el trato personal, convivencia, inclusive en las miradas. 

 

                                                                                                            

La misma persona pero con diferente envoltura, es como los supermercados que ya comentábamos antes que le hacían el guácala (feo) a sus clientes dependiendo la zona socioeconómica donde vivían. En algunas zonas son mas Mc Roñas o KenFuchi que restaurantes de calidad. En conclusión, Monterrey es una ciudad con avances tecnológicos, la mejor en el país en niveles educativos y empresariales pero con respecto a la calidad humana de la mayoría de su gente esto cambia. La gente a pesar de ser joven sigue teniendo interacciones sociales pobres y muy decadentes, es común la discriminación por raza (xenofobia), sexo, condición social (clasismo), apariencia física; siguen existiendo comentarios y situaciones estupidas como hace cincuenta años cuando la gente era imbècil  por cuestiones socialmente aceptadas en aquella época.

 

Clasismo en el Marketing 16 junio, 2008

Posted by razzo in Marketing.
Tags: , , , , , , , , ,
10 comments

¿Sabes cual es la forma de saber que categoría de consumidor eres, a que clase socio-económica representas para el mundo empresarial entre otras características puramente estadísticas? Muy sencillo, solamente subete a tu auto y recorre tu zona, visita las tiendas, supermercados y sucursales de las cadenas transnacionales y comparalas con las demas zonas de tu ciudad. Con este experimento lograrás darte cuenta de las diferencias existentes. Por ejemplo, el otro día fuí al supermercado de las tres letras mayusculas *** buscando una cera para el pelo y mi sorpresa fue que nadie sabía lo que era eso, además solo había gel y andando por el pasillo de belleza y cuidado personal noté que ni siquiera había bronceadores, sin embargo en la misma cadena pero de otro sector había protectores solares, bronceadores, cremas rejuvenecedoras, muse, gel, cera para el cabello.  ¡Ah! Otra forma fácil de averiguarlo es buscando sushi en esas tiendas. Si no hay entonces tu sector es chafa. También se han dado cuenta que los malls y centros comerciales se encuentran en zonas economicamente activas o en donde sus habitantes reciben el ingreso per capita mas alto de la población. Ultimamente se estan creando nuevos espacios comerciales para todo tipo de población pero éstos no son de primera calidad. También puedes ir a los lugares de comida rápida, pedir el mismo combo en tu rumbo y en el vip y lograrás ver que las tiritas de pollo son mas grandes, que es mayor la cantidad de las papas en tu cajita feliz y de paso el trato es mucho mas amable allá en la zona privilegiada. No estoy juzgando este tipo de clasismo a pesar de tener toques discriminatorios, lo que digo es que el consumidor es tratado como una masa amorfa sin ningun tipo de individualidad. Como si pertenecer a una deterrminada clase social fuera limitante o factor de compra, como si toda la gente fuera igual, comiera lo mismo y dejase de vestirse de tal o cual forma.